Senderismo por los molinos de santa maria del tiétar
Comparte:

Senderismo por las zahurdas de santa maria del tiétarEl personal sanitario de la Comunidad de Madrid ha confiado de nuevo en El Caminante y su Sombra para llevar a cabo una jornada de senderismo; esta vez por el Valle del Tiétar, concretamente por la Garganta del Pajarero, garganta que une las localidades de Casillas y Escarabajosa (hoy llamada Santa María del Tiétar).

Se trata de una garganta con una pendiente que ronda el 17 % de media, razón por la cual albergó hasta mediados del siglo XX una importante cantidad de molinos de agua: 10 se contaban en el siglo XIX en el catastro del Marqués de la Ensenada. La excursión consistía en remontar la garganta por la margen derecha para visitar las ruinas de estos molinos en una auténtica expedición arqueológica, pasando por bonitos lugares como el embalse y el Canto de la Mora.

Posteriormente visitamos el colmenar de la empresa Valle del Tiétar Natural, S.L. en la cual el socio y apicultor Jose Luis Rascón nos instruyó con múltiples explicaciones sobre la vida y explotación de las abejas. Realizamos la parada de la comida en el mismo colmenar con un sol y unas vistas estupendas sobre el embalse y el valle.

Tras reanudar la marcha por la margen contraria a la que habíamos subido, nos desviamos por una senda menos transitada y más agreste que levantó las alabanzas de unos y las protestas de otros (no llueve nunca a gusto de todos y menos cuando “todos” son 30 personas); dicha senda conducía, bajo las canteras utilizadas para construir la presa, hasta las inmediaciones de las zahúrdas, construcciones megalíticas de uso ganadero, aunque se sospecha que pudieran tener un origen neolítico.

Nos asomamos después al Lago Colinar, lago artificial para captar agua de consumo humano, el cual sin embargo, estaba muy bajo de nivel.

Emprendimos el regreso bajando por la margen izquierda del embalse hasta el antiguo matadero.

En fin, os dejamos un vídeo con fotos del día (podéis ver más fotos aquí):