Team Building con El caminante y su Sombra
Comparte:

Team Building con El caminante y su SombraSe nos plantea desarrollar una actividad de Team Building en San Lorenzo de El Escorial para el equipo comercial de Worten, empresa dedicada a la venta de electrodomésticos y electrónica. La actividad tendrá lugar al final de unas jornadas de trabajo en la citada localidad. El equipo que finalmente asiste a la actividad está formado por doce integrantes. Los miembros ya se conocen entre sí y la dirección nos sugirió que la actividad fuese ante todo lúdica y desenfadada, como colofón a unas duras jornadas. Propusimos, entonces, una ruta de senderismo y varias dinámicas grupales. Para todo esto contamos con la ayuda de nuestros compañeros de Graellsia Ecoturismo.

Aunque el horario era apretado (3 h.) la actividad se llevó a efecto y resultó divertida:

A las 12:00 comenzamos caminando desde el centro de San Lorenzo hacia el embalse de El Romeral y la Fuente de La Teja, lugar en el que realizaríamos varias dinámicas:

Lío humano

  • Todos juntos y en corro nos cojemos de las manos, partimos el hilo y empezamos a liarlo; volvemos a juntarlo: ¿seremos capaces de desliarlo sin soltarnos de las manos?
  • Se trabaja la colaboración, el liderazgo y la cercanía personal.


Salto de altura

  • Estamos en las olimpiadas y hemos de saltar un metro y medio de altura… Afortunadamente tenemos a nuestros compañeros que nos “ayudarán” ¿estilo catapulta o algo más suave?
  • Se trabaja la colaboración, el liderazgo, la coordinación con los compañeros y la confianza en ellos.
  • El equipo logró realizar la actividad con una creatividad reseñable, pues nunca habíamos visto semejante método.


Mi tesoro

  • Todos en corro cogidos de las manos, con dos anillos de cuerda ¿seremos capaces de pasar los anillos de un lado a otro del corro sin soltarnos de las manos o alguien, como Golum, no querrá soltar el anillo?
  • Se trabaja la colaboración, el liderazgo y la destreza corporal.


Tras estas tres dinámicas, que el equipo solventó con creatividad y en poco tiempo, continuamos la ruta de senderismo por la acequia enlosada del siglo XVI y entre las orugas que colgaban de los fresnos, prueba no prevista. Una vez alcanzada la pista forestal de la “Horizontal de Arriba” procedimos a realizar la cuarta dinámica:

Carrera de ciempies por equipos

  • Cada uno de nosotros somos un par de pies de la escolopendra… Oh, vaya, tenemos los pies derechos atados unos a otros. ¿Qué ciempiés ganará la carrera?
  • Se trabaja la colaboración, el liderazgo y la coordinación con los otros.


Después de la carrera continuamos la marcha hacia el avituallamiento, cerca del Hayedo de Abantos. Comimos relajadamente y emprendimos la vuelta hacia San Lorenzo por un camino diferente. No obstante, aún quedaba una última prueba, más intelectual que física, como corresponde a la “sobremesa”:

Mono o humano

  • Se trata de medir la altura de un árbol. Se nos proporcionará una cinta métrica de 2 m. ¿Actuaremos como monos subiéndonos al árbol o utilizaremos la cabeza como personas humanas?
  • Se trabaja la colaboración, el liderazgo y las capacidades geométricas.
  • La actividad está orientada a la discusión y a la toma de decisiones en situaciones de falta de tiempo. No se proporciona ninguna otra indicación.

Tras esta última prueba continuamos el regreso. A las 15:00 (en punto) estábamos en el lugar de partida. La jornada resultó un éxito. 

¿Te animas a traer a tu equipo? Pues llámanos o ponte en contacto por email: